Altocielo Ver más grande

Altocielo

Nuevo producto

La añada 2011 fue seca y de altas temperatura en verano, pero con la bajada de temperaturas del final del verano y con la gran diferencia térmica entre el día y la noche en Ronda, tuvimos un final de maduración muy largo en la cepa. Lo que nos permitió vendimiar la primera variedad en la última semana de Septiembre y acabar con la última a mediados de Octubre.

Más detalles

100 artículos

15.68 € impuestos inc.

Más

Madurado, equilibrado, notas de frutas rojas y sutiles tonos de madera

VENDIMIA 2011

La añada 2011 fue seca y de altas temperatura en verano, pero con la bajada de temperaturas del final del verano y con la gran diferencia térmica entre el día y la noche en Ronda, tuvimos un final de maduración muy largo en la cepa. Lo que nos permitió vendimiar la primera variedad en la última semana de Septiembre y acabar con la última a mediados de Octubre.

ELABORACIÓN

Las tres variedades provienen de la finca del mismo nombre que el vino, el viñedo se encuentra a 900 m de altitud en mitad de un bosque de encinas. Trabajamos una viticultura respetuosa con el medio ambiente favoreciendo la biodiversidad existente. Cada variedad se vendimia y se vinifica por separado, lo que nos permite conocer las características y el potencial de  cada una de ellas. En vendimia se realiza una primera selección en campo para posteriormente complementarla con la mesa de destrío. Una vez en depósito maceramos en frío durante unos 5 días aproximadamente hasta que de manera natural arranca la fermentación alcohólica que se controla entre 24-26ºC. El momento de descube se determina por cata y se realiza un prensado a presiones bajas (prácticamente un escurrido) evitando aportar al vino matices no deseados. La fermentación maloláctica comienza en depósito y se finaliza en barrica. Siendo la crianza de 12 meses en barricas de 225 L de roble francés.

 Nº de Botellas

7500 de 0,75 L y 250 de 1,5 L

NOTA DE CATA

Altocielo, el primer vino que vio nacer la bodega y nuestro buque insignia. El final de maduración tan largo y bueno que tuvo la planta hace que sea un vino muy equilibrado en todos los aspectos. De capa alta y color vivo, con una nariz que va desde las frutas rojas bien maduradas, hasta las notas sutiles de madera envinada, pasando por unas dulces flores azules y un recuerdo balsámico continuo. En boca se muestra elegante y profundo, con una acidez maravillosa y un tanino suave que nos hace pensar que será una añada de largo recorrido. El vino de la Serranía de Ronda que dejará huella.